10 cosas que hacer en Queenstown

visita queenstown

Queenstown es la joya de la isla sur. Esta ciudad me parece la más bonita de Nueva Zelanda, una visita obligada sin ninguna duda. El entorno natural que la rodea es bestial y desde cualquier ángulo que la mires es impresionante.

Una de las cosas que más me impresionaron de la ciudad es que en sí misma es muy pequeña, pero tiene muchas cosas que ofrecer, ya sea en la misma ciudad como en los alrededores de Queenstown.

Tiene encanto y eso lo respiras paseando por sus calles, jardines, admirando las vistas desde sus puntos más altos y desde la “playa” del lago Wakatipu.

que hacer queenstown
Un paso de Zebra de Queenstown

En este post quiero darte a conocer 10 cosas muy interesantes de hacer cuando visites, la reina de la corona, Queenstown.

Queenstown Hill

Una de las paradas obligatorias si visitas Queenstown.

Esta montaña tiene muy fácil acceso (desde Belfast Street) desde la ciudad y puedes llegar a la cima en una hora y poco sin mucho esfuerzo.

Vistass desde Queenstown Hill

La montaña es conocida como Te Tapunui y tiene unas vistas 360º impresionantes de las montañas que rodean Queenstown, el lago Wakatipu, el aeropuerto de Frankton y The Remarkables.

En mi opinión la perspectiva vale mucho más la pena que la que te puede dar desde el mirador Skyline Gondola y además es gratis.

The Remarkables

Si creías que la perspectiva más alta te la daba Queenstown Hill, estabas equivocad@, si vas en verano podrás disfrutar de unas vistas magníficas desde todo lo alto de estas montañas.

Lo más cómodo es subir con el coche hasta el parking que hay en lo más alto y desde ahí verás un panel informativo con las opciones que tienes a pie desde ahí.

visita queestown
Aparcamiento de Remarkables

La más recomendable es ir hasta Lake Alta que es un lago glaciar a unos 30 minutos desde el car park. El camino no es complicado pero un poco empinado en algunos tramos.

que hacer queenstown
El Lake Alta en The Remarkables

Volviendo de la ruta de Lake Alta puedes ir hacia Shadow Basin. Es una caminata que te llevará 50 minutos “escalando” pero que obtendrás la mejor vista de Queenstown posible (si estás en verano). A unos 2.000 metros de altitud las montañas verdes (o blancas) que rodean la ciudad te parecerán una auténtica pasada.

remarkable queenstown
Vistazas desde Remarkables

The Remarkables no sólo ofrece cosas que hacer en verano, de hecho, el momento de mayor tránsito es en invierno ya que son las pistas de esquí por excelencia de Queenstown, junto con Coronet Peak Snow Centre.

Así que, si te mola esquiar con vistas, ya sabes donde tienes que ir.

Queenstown Gardens

Estos jardines son uno de los atractivos gratuitos de la ciudad. Te recomiendo un paseo por los jardines admirando las vistas al lago, la ciudad, los habitantes dando un paseo con el perro y…ojo… ¡jugando al freesbe!

fresbee Queenstown
Una partidita de Fresbee

De hecho, en el “The Warehouse” de Queenstown podrás encontrar freesbes muy baratos para jugar en sus jardines o donde te salga del corasao.

Lago Wakatipu

El lago más largo de Nueva Zelanda, compartido con Glenorchy, tiene un color azul que junto con el verde o el blanco del paisaje forma un conjunto de lujo.

wakitapu lago queenstown
Vistas al lago Wakitapu

Este lago lo vas a ver desde muchas perspectivas diferentes en tu visita a Queenstown. Mi preferida es sentado desde la “playa”.

Mercado Artesanal

Todos los sábados por la mañana justo enfrente del lago en el parque de Earnslaw puedes encontrar este mercado lleno de curiosidades artesanales.

La buena música te acompañara en tu paseo por el mercado y si tienes suerte algún que otro espectáculo. ¡No te lo pierdas!

Hamburgesa Fergburg

Dicen que la mejor hamburguesa del país y algunos se vienen arriba y dicen que del mundo…

fergburguer queenstown
Disfrutando en Fergburguer

Las tres semanas que estuve en Queenstown fui 2 veces y probamos 4 hamburguesas diferentes y te va a sorprender, pero la de tofú me pareció la mejor hamburguesa vegetariana que había comido en mi vida. Brutal, enserio. Las de carne están buenas, pero las he probado mejores incluso en Nueva Zelanda, y en cuanto a las patatas…a mi me encantaron, corte fino, con la piel, crujientes y saladitas.

hamburguesa queenstown
Una de las cuatro que probamos en Fergburguer

Las colas que se forman para ir a esta hamburguesería son de locura así que te aconsejo ir a un horario fuera del típico para comer.

Heladeria Patagonia en Queenstown

Y después de una buena hamburguesa que mejor que un cono en la heladería argentina Patagonia. Enserio, están buenísimos.

De precio se van un poco, pero son tan grandes que nosotros compartimos un cono grande entre dos personas.

helado queenstown
Helado positivo de Queenstown

¡Un heladito, sentado en la orilla del lago Wakatipu…Se te va la olla!

Jet Shotover

Para los amigos de las emociones fuertes, Queenstown es la ciudad clave de la isla sur, como Taupo lo sería de la isla norte.

Ofrece muchas actividades pero una que me pareció original fue la que ofrecen en Jet Shotover.

Imagínate que vas en una lancha a toda hostia derrapando entre acantilados y rozando con las rocas, ¿te animas? No te lances si acabas de comerte una hamburguesa porque vas a poner a todos bien guapetes.

shotover
Ariesgando ahí al máximo

Esta actividad es bastante carita en temporada alta, pero puedes encontrar algún buen precio de última hora o con mucha reserva en bookme. De hecho, yo la he llegado a ver a 1 NZD porque necesitan a uno o dos para cubrir el día siguiente o algo así.

Bungy Jumping

Queenstown es la primera ciudad del mundo en apostar comercialmente por el bungy jumping.

El primer bungy jumping del mundo se hizo en el puente de Kawarau, a unos 20 minutos en coche del centro de la ciudad. Este salto de 43 metros, donde incluso si quieres puedes sumergirte parcialmente en el agua, no es el único que puedes hacer por la zona.

bungy jumping queenstown
Puente Kawarau, el primer bungy jumping comercial del mundo

Tienes el Nevis Bungy que es el más alto de Nueva Zelanda con 134 metros y unos 9 segundos de caída vertical. La sensación debe ser impresionante.

Otro interesante es el Ledge Bungy que se hace desde el Skyline Gondola. Son 48 metros de caída freestyle (te puedes tirar como te de la gana) con las vistazas que te ofrece la Gondola de la ciudad.

La empresa AJ Hackett es la que ofrece las tres opciones de arriba.

Y, por último, para los más atrevidos y que quieran algo diferente, el Canyon Swin es un salto de 60 metros de caída libre combinado con 200 metros de swing (como un péndulo) y el Canyon Fox una tirolina a 180 metros de altura por encima del cañón Shotover. Estas dos últimas las puedes consultar en la empresa de Canyon Swim .

Skyline Gondola

Es un mirador al que accedes desde un teleférico, el más empinado del mundo. La perspectiva de la ciudad es impresionante, como lo es el precio del ticket ida y vuelta, 39 NZD (24 EUR). Menos mal que yo me preocupo por tus bolsillos y te voy a contar unas líneas más abajo como subir gratis a Skyline Gondola.

Está abierto desde las 9 de la mañana hasta las 9 de la noche. Una vez arriba no sólo puedes disfrutar de las vistas sino también de las diferentes actividades que puedes hacer, como cenar en el restaurante, caminatas, Bungy Jumping o comprar algún recuerdo.

Si quieres consultar todas las actividades te recomiendo ir a la web de Skyline Gondola de Queenstown.

skyline Gondola
Paisaje desde Skyline Gondola

Para los bolsillos inquietos como yo…tengo el plan perfecto. Subir gratis al Skyline Gondola, disfrutar de las vistas y además hacer una caminata. Mejor imposible, ¿no?

Para subir gratis tienes que dirigirte a los pies de la Góndola, como si fueses a coger el teleférico. Una vez allí debes ver las indicaciones para hacer la Tiki Trail, es una caminata algo empinada y fácil de 45 minutos. Si ha llovido o estás en invierno, puede ser peligrosa, tenlo en cuenta.

Una vez arriba del Bob’s Peak podrás disfrutar de las vistas mientras descansas tu cuerpo serrano.

La Tiki Trail también te lleva al comienzo de la subida al monte Ben Lomond una super track de unas 7 horas (ida y vuelta) hasta la cima. También puedes hacer 3 horas (ida y vuelta) hasta el Ben Lomond Saddle.

Eso es todo, ahora sólo debes disfrutar al máximo de esta ciudad porque el recuerdo te acompañará todo tu viaje por Nueva Zelanda, ¡como mínimo!

Deja tu comentario

avatar
  Subscríbete  
Notificar